Menu

El Rugby, una herramienta de Paz

En esta época, donde casi todo acto humano parece dictado por lo comercial, encontrar un bálsamo de moral, resulta una misión imprudente, aunque no imposible. Desde el 2009, la Fundación Rugby Sin Fronteras se propone –siguiendo el legado histórico de Nelson Mandela y la Madre Teresa de Calcuta, entre otros- retornar a la sociedad aquellos valores (respeto, paz, integridad, honestidad, etc.) que el tiempo pareció alejar.

Mi mejor tercer tiempo se suma a la causa y entrevistó a su fundador, y presidente, Juan Bautista Segonds.

¿Cómo surgió la idea de crear una fundación?

“Veía que en los mundiales se habían eliminado los terceros tiempos y notaba una gran crisis moral en la sociedad. Perder los terceros tiempos, era perder la esencia. Pensé en armar un partido para mostrar lo que puede ser el Rugby –o el deporte- como forma de vida. Lo hicimos en las Islas Malvinas (primera acción, en 2009) entre ingleses, argentinos e isleños. En las islas, el Gobernador preguntó quién organizaba y tuvimos que anunciarnos como fundación.”

Foto: En las oficinas de la Fundación. 

En “Mi mejor tercer tiempo” le damos una gran importancia a ese momento. Vos, ¿Por qué?

“Lo que diferencia al Rugby del resto de los deportes es justamente el tercer tiempo. El respeto y el reconocimiento del rival, sólo como un circunstancial adversario. El partido que vos jugás todos los días es contra vos mismo. El Rugby te enseña el espíritu de equipo, respeto y camaradería por el rival. Sin él, no podrías jugar.”

Desde su web se habla de idealismo, valores y principios sociales, y de retornarlos a nuestra sociedad ¿Cómo se logra eso con el Rugby?

“Hoy, Rugby Sin Fronteras trasciende al deporte. Es un modelo de sociedad. Desde hace un tiempo la sociedad se dividió en dos fracciones muy distintas. Hay gente que nace para el mundo que existe y, otra, para el mundo que debiera existir. Ser feliz, honesto e íntegro es una opción y no una moda que se venda. La integridad es: pensar, decir y hacer lo mismo.”

¿Es una utopía Rugby Sin Fronteras?

“Todo es utópico. La Madre Teresa de Calcuta decía que su trabajo era como . No importa el resultado ahora, sino dejar un legado.”

Pudieron jugar al Rugby y dormir en la cárcel de Robben Island (donde Nelson Mandela estuvo preso).

“El mundo le tendría que haber rendido homenaje a Mandela. Desde el Rugby sólo se jugó un test match, a los 90 años. Nosotros quisimos agradecerle por usar al Rugby para sembrar una utopía en su país.”

Estuvieron en las Malvinas, en el Valle de las Lágrimas (donde, en 1972, ocurrió la “Tragedia de Los Andes”), junto al ex Papa Benedicto XVI. ¿Qué anécdotas recordás?

“Una, en el 2011: Noah, un chico isleño de diez años, antes de comenzar el partido, nos dijo: . La otra: el año pasado en el partido entre Palestinos y Judíos, en Israel. Los Palestinos llegaron tarde porque venían de horas de conflicto y, cuando llegaron, les dije . Y el líder palestino me respondió: ”.

 

Foto: Partido por la Paz entre Palestinos e Isralíes (Jerusalem-2012). 

Desde que comenzaron, ¿Qué reconocimientos o premios recibieron?

“De todo. Lo más trascendente ahora es que tenemos 14 nominaciones al Premio Nobel de la Paz. Además, el hecho de que nos haya recibido Benedicto XVI es un enorme reconocimiento.”

¿Cómo fue conocer al ex Papa?

“Cuando estuve con él, perdí la noción del tiempo y el espacio. Nunca vi una mirada tan profunda y cansada en mi vida. No creía que dure mucho más; pero enfocado a que se iba a morir, no a renunciar. Su renuncia me pareció un acto de humildad maravilloso. Veo la foto y me emociona.”

Foto: En el Vaticano junto a Benedicto XVI (Roma-2012). 

¿Qué se espera para el 2013?

“Todo este año va a estar abocado a la campaña “Respeto”. Con misión en todos los partidos de la URBA y Rugby Championship, colegios y clubes. No tenemos previsto viajes. Lo más importante es que buscamos socios, que se sumen como y donde puedan”.

 
 
Fotos: Campaña "Respeto" Rugby sin Fronteras 
 

Artículos relacionados (por etiqueta)

volver arriba